jueves, 5 de marzo de 2015

Introducción a las runas

Sé que colgué durante nueve noches de un árbol barrido por el viento,
herido por mi propia espada para Odin, yo mismo como ofrenda para mí mismo,
atado al árbol del que ningún hombre sabe hacia dónde corren sus raíces.
Nadie me dio pan ni agua. Miré hacia los abismos, hasta que avisté las Runas.
Lanzando un grito las tomé, para luego caer aturdido y débil.
Adquirí bienestar y sabiduría. Crecí y me regocijé con mi crecimiento: De palabra en palabra fui llevado a la palabra,
de una acción a otra acción.
Así comienza una de las eddas (relatos) del año 1200, que narran las historias de los vikingos.
Los vikingos no contaban con una cultura escrita en el sentido moderno de la palabra, pero disponían de unos caractéres alfabéticos, la escritura rúnica.
La escritura se había empleado en los Países Nórdicos varios siglos antes de la época vikinga, y las primeras inscripciones rúnicas que han sobrevivido se remontan a dos siglos después de Cristo.
Las runas no eran tampoco algo especialmente nordico. Varios pueblos germánicos las utilizaban para escribir: alemanes, godos, frisones y anglosajones, así como los pueblos norgermánicos, de los que descendían los vikingos.
La colección de Runas más vieja que se conoce es el Futhark Antiguo, contiene 24 caracteres rúnicos y toma su nombre del ordenamiento de los mismos, como el Alfabeto toma el nombre de las primeras letras griegas (alfa, beta), o el Abecedario de las suyas (a, be, ce).
Mas tarde se añadió una runa mas, la llamada runa de Odin.
Cada una de las Runas es mucho más que una letra. Es un concepto en sí misma, que a su vez tiene un significado simbólico.
La palabra runa significa "algo misterioso o secreto" y se asocia con la espiritualidad y la magia.
También significa el "susurro de los Dioses".
La influencia de las Runas en sus tiempos es incuestionable,
es difícil imaginar los inmensos poderes conferidos a las hechiceras que aprendieron a ser hábiles en el manejo de las runa para transmitir el pensamiento.
Las runas pueden abrir los más altos y los más bajos dominios de la magia y la necromancia
Al echar las runas pueden caer en posición normal o invertida, esta posición determina la respuesta a nuestros interrogantes, a nuestra búsqueda del conocimiento interior.
En la tradición rúnica es preferible crearlas sobre pequeños trozos redondeados de materiales naturales como la madera de pino o cedro,
o sobre piedras como el cuarzo, y no agregar pinturas o barnices de modo que queden lo más natural posible
y que todas las runas quepan todas dentro de las dos manos juntas.
Para que las runas incrementen su efectividad, es recomendable que uno se haga su propio juego de runas,
o que se compren unas y se mantengan cerca de uno el mayor tiempo posible para que de esta forma la energía personal vital las impregne.
Desde el principio las Runas asumieron una función ritual y servían para leer la suerte, para predecir y para invocar altos poderes que pudieran influenciar las vidas y fortunas del pueblo.
Había Runas y hechizos para influenciar el clima, las mareas, las cosechas, el amor, las curaciones;
Runas para la fertilidad, para maldecir y para deshacerse de las maldiciones, para el nacimiento y la muerte.
Las Runas eran talladas en los amuletos, en los utensilios para beber, en las lanzas de batalla,
a ambos lados de las armas y lacradas con hilo de oro o un pigmento rojo.
sobre los umbrales de las casas y sobre las proas de los barcos vikingos.
El poder de las runas sobre los elementos no quedaba reducido exclusivamente al mar.
Las tormentas se podían provocar o amainar por medio de las runas del clima.
Los usos mágicos más importantes de las runas parecen estar relacionados con las batallas.
Existían hechizos para despuntar las espadas del enemigo, para volver invisible a un guerrero, para agotar las ansias bélicas del contrincante
y también para asegurarse la supervivencia de un hombre en la guerra.
La gran mayoría de lectores de runas eran mujeres,
pues ellas eran las encargadas de las artes mágicas, mujeres guerreras hechiceras,  que usaban sorprendentes vestiduras con las que se reconocían fácilmente.
Eran Honradas, bienvenidas y temidas a partes iguales.
En la saga de Eric el rojo se describe la vestimenta de estas mujeres  de la siguiente forma:
Llevaba puesta una capa azul de la cual pendían piedras de la parte inferior;
vestía cuentas de cristal en derredor del cuello,
y sobre la cabeza una caperuza de piel de cordero forrada de piel de gato.
En la mano llevaba un bastón con empuñadura; adornado con bronce y piedras incrustadas justo debajo del puño.
Vestía un cinturón de madera, puesto que da buena suerte, del que colgaba un zurrón que albergaba aquellos hechizos que necesitaba para hacer su magia.
En sus pies, calzado de piel de ternero con largas correas cuyos extremos iban rematados con botones de lona;
en las manos, guantes de piel de gato, de color blanco por dentro y muy peludos.
usaban sorprendentes vestiduras con las que se reconocían fácilmente. Honradas, bienvenidas, temidas
Varas y piedras servían para adivinaciones rúnicas, pues siendo objetos naturales guardaban poderes sagrados.
Los símbolos rúnicos eran tallados en madera dura, grabados en metal o cortados en piel teñida con pigmento
a menudo mezclado con sangre humana con el objeto de acrecentar la potencia del hechizo.
Las Runas más comunes eran guijarros lisos y planos con símbolos pintados sobre uno de sus lados.
Desde un punto de vista mágico son más interesantes las varitas rúnicas,
palos cortos hechos de tejo o hueso en que se inscribían las runas con propósitos ocultistas.
Están aplastadas por los lados y a veces curvadas y afiladas como los cuernos.
Hay varios tipos de tiradas de las runas
Tirada de la Runa Única o Runa de Odín.
Tirada de Dos Runas
Tirada de las Nornas (esta tirada corresponde a las llamadas Tiradas de Tres Runas, o tirada del pasado, presente y futuro)
Tiradas por Sí o No
Tirada de las tres Diosas (o tirada de la joven la madre y la anciana)
Tirada de Siete Runas. (qué, porqué, cómo, para qué, cuándo, donde, quién)
Tirada en cruz, o tirada de cinco runas.
Tirada alfabética.
Las runas pueden ser leídas de forma derecha o invertida (cabeza abajo) y las lecturas de más de una runa pueden ser positivas o negativas, dependiendo de qué tipo de runas acompañen la lectura varían su interpretación.
Las runas del primer aettyr son :
Fehu : posesiones, alimento y los bienes comunes
Uruz : fuerza, principios masculino y femenino
Thurisaz : la puerta, el dios Thor
Ansuz : señales, la runa mensajera
Raido : viaje, comunicación, unión, reunión
Kaunaz : apertura, el fuego
Gebo : asociación, regalos
Wunjo : alegría, luz, comodidad
segúndo Aettyr :
Hagalaz : destrucción, poder elemental, granizo
Nauthiz : restricción, dolor, necesidad
Isa : pausa. Hielo
Jera : cosecha, año
Eihwaz : defensa, poderes de conjuro
Perth : iniciación, asuntos secretos
Algiz : protección, poder creativo
Sowelu : totalidad, fuerzas vitales, el sol
tercer aettyr :
Teiwaz : el guerrero, la estrella guía
Berkana : crecimiento, renacimiento, el abedul
Ehwaz : movimiento, progreso, el caballo
Mannaz : el yo, el ser humano
Laguz : fluidez, el agua
Inguz : fertilidad, nuevos principios, el dios Ing
Dagaz : transformación, grandes adelantos
Othalaz : separación, retiro, herencia
Y por último la runa blanca
Weird : la runa de Odín, el destino, lo desconocido, la runa blanca