domingo, 3 de noviembre de 2013

El misterioso monte Abantos (Madrid)

El monte Abantos, en la Sierra de Madrid, es un lugar donde se han producido apariciones y sucesos de índole paranormal.
El Monte Abantos fue un lugar de culto ya en tiempos anteriores a la invasión romana, existen algunos restos arqueológicos encontrados en la zona, el mas conocido es la silla de Felipe II la cual se cree fue tallada en la roca durante la época de la construcción del monasterio del Escorial, de modo que Felipe II pudiera ver como transcurrían las obras.
Felipe II posiblemente fue atraído por las fuerzas ocultas y mágicas del monte Abantos, pues siempre se sintió atraído por estos temas. Ordenó la construcción del monasterio de San Lorenzo del Escorial orientado hacia el altar sagrado o silla de Felipe II, que ya estaba en aquel lugar desde mucho tiempo antes a la construcción del monasterio, pudo elegir ese lugar concreto para con el monasterio sellar una supuesta puerta al infierno que dicen se encuentra en esta localidad..
La planta del edificio, con sus torres, recuerda la forma de una parrilla, por lo que tradicionalmente se ha afirmado que esto se hizo así en honor a San Lorenzo, martirizado en Roma asándole en una parrilla y cuya festividad se celebra el 10 de agosto, esto es el día que tuvo lugar batalla de San Quintín, de ahí el nombre del conjunto y de la localidad, creada a su alrededor para servir de lugar de enterramiento de los restos de sus padres, el emperador Carlos I e Isabel de Portugal, así como de los suyos y los de sus sucesores.
Se dice que el alma de Felipe II esta vagando por dentro y fuera del edificio, que algún monje se aparece por la zona, que extraños gritos se escuchan por las estancias, que los cambios de temperatura son abundantes, que los soplos fantasmales son una rutina
Cuentan en el pueblo que nevaba en el invierno de 1893, el niño Pedrin, era un vecino más de San Lorenzo del Escorial a su edad de 8 años era monaguillo en el monasterio de la localidad.
Una mañana el niño Pedrin se dirigió al monasterio para realizar sus labores de monaguillo, pero sin más desapareció misteriosamente. Al caer el sol y no aparecer Pedrin su madre puso sobre aviso al padre del niño, quién movilizo a los vecinos de San Lorenzo y a la guardia civil que comenzaron su búsqueda, la cual se dilato durante días sin éxito mientras las esperanzas desaparecían.
Fue a la semana aproximadamente cuando su cadáver fue hallado oculto en el monte Abantos por unos cazadores que frecuentaban el lugar. Dicho cadáver, había sido encontrado sin órganos, totalmente vacío por dentro. Nunca se ha sabido el motivo del asesinato, algunos dicen que fue secuestrado dentro del monasterio haciéndole así víctima de una conspiración, mientras otros cuentan que fue un vecino perturbado, un loco de la zona quién cometió tan cruel asesinato.
En el lugar donde se encontró el cuerpo de Pedrin, se puso una cruz en memoria del pequeño de 8 años asesinado brutalmente allí, en sus alrededores se dice ocurren cosas extrañas y misteriosas .
Algunos testigos hablan de unas voces de niño rodeando la cruz. Cruz que si nos acercamos podemos apreciar no solo el importante desgaste con el paso del tiempo, sino unas frases que narran la tragedia que por aquel entonces se vivió en ese lugar, en la cruz de granito dice textualmente: “ 10 de febrero de 1893 fue hallado en este sitio el cadáver del desgraciado niño Pedrín Bravo y Bravo victima del brutal salvajismo”.
Otra apoteósica obra en el monte Abantos mas moderna es el Valle de los caídos, no se construyó en el Monte Abantos por que si. Algo debió de haber hecho que Franco se decidiera por aquel lugar.
Numerosos accidentes y muertes de los albañiles y presos que trabajaron en aquel lugar se sumaron para dar mas misterio y leyenda al lugar.
La Cruz esta considerada como la mayor cruz construida en piedra del mundo, hay enterrados en la zona unos 40.000 muertos de ambos bandos, la mitad mas o menos de cada uno.
Entre la decoración del gran pasillo de entrada, antes de llegar a la gran cúpula el pasillo esta protegido por monjes y grandes ángeles de piedra los cuales están comandados por Azrael, el ángel de la muerte. Tiene por misión recibir las almas de los muertos y conducirlas para ser juzgadas.
Por la noche, se escuchan lamentos, se observan nieblas extrañas, luces por los alrededores de la cruz, susurros y multitud de sucesos.
Testigos que han trabajado en puestos de vigilancia nocturna en los diferentes enclaves comentados anteriormente, dicen haber visto figuras y sombras muy extrañas.
Gente que por el motivo que fuese estaba allí en la oscuridad de la noche, y de repente ver como de la abundante vegetación del lugar desciende una sombra de una estatura aproximada de 2 metros, negro mas negro que incluso se diferencia de la noche, de complexión fuerte y lo mas característico si cabe la posibilidad sin un rostro definido. aproximándose hacia el vehículo, como es obvio en este caso los testigos de tal escalofriante escena arrancan el coche y huyen desconcertados, despavoridos, sin dar crédito a lo que acaban de presenciar en ese mágico y oscuro monte abantos.
Algunos otros dicen haber sentido ruidos muy extraños, bolas de luz y haber notado como fuerzas paranormales les acompañaban por los caminos del monte tanto de día como de noche. Mucha gente ha paseado por el monte encantado y no ha sentido nada mas que paz y naturaleza.
En la zona de la “Cruz Verde” es donde surge la primera leyenda de aparición de la famosa “chica de la curva”. Y en Prado Nuevo las supuestas apariciones marianas y de avistamientos OVNI.